De vez en cuando escribo algún artículo que tiene una cantidad increíble de visitas. A veces es porque soy el único que lo hace, como los fuegos artificiales de 2007, o sobre la exposición de Salvador Dalí en el Abasto, de la que aparentemente no hay sitio oficial y ahora es el turno de Mayara Tavares que por el contrario fue tratadísima en millones de sitios.

Pero igual se me disparan algunas observaciones: primero, la velocidad con la que google indexa mi humilde blog (a los minutos de publicar el artículo ya había gente llegando) y segundo lo bien rankeado que aparece con determinadas palabras clave. Creo que si de alguna manera pudiera predecir estas tendencias, saber de antemano lo que los internautas quieren consumir podría efectivamente trabajar de esto… Pero eso sería justamente la diferencia entre esta blog y… buen, cualquiera de los más conocidos, ¿no?

Por el otro lado, criticaba a los medios tradicionales, pero efectivamente están haciendo lo que propongo: publicar lo que el público (no todo, por supuesto, pero una gran mayoría) quiere leer.

A %d blogueros les gusta esto: