Panorámica de Rio desde Niterói

Acabo de ver que el último post que escribí en el blog fue del 28 de Abril, un día antes de que saliera para Rio de Janeiro. Como no había contado nada de ese viaje, aprovecho este espacio:

Hacia fines de Marzo aproveché una de las promociones de Gol y compré un pasaje a Rio de Janeiro por un poco menos del precio del micro. La idea era aprovechar el feriado del 1° de mayo, ya que el viernes 2 también lo daban libre en la Facultad; decidí entonces viajar del 29 de Abril hasta el 8 de Mayo (10 días) y pasar mi cumpleaños allá.

Encuentro Latinissima 2007 en Rio

Para el feriado iban varias de las personas que conocí en Ilha do Mel, además de toda la gente que había conocido el año pasado, por lo que realmente tenía ganas de ir para Rio, a encontrar amigos. El vuelo de ida fue tranquilo, llegando inclusive algunos minutos antes de lo pactado. Llegué y fui directamente a lo de Mariana (quizás dedique más de un post a ella) viendo desde la ventanilla del colectivo varios lugares por los que había pasado hacía más de un año. El lugar donde tuve que combinar con el subte fue cinelândia, exactamente en donde nos sacamos la foto de Latinissima (foto arriba.) Sólo que esta vez tenía que caminar esas cuadras solo.

El subte me dejó en el barrio de Tijuca (para no confundir con Barra da Tijuca) a menos de 2 cuadras de la casa donde iba a pasar los siguientes 10 días. Me recibieron súper bien, como siempre en Brasil; para ir resumiendo un poco y que no sea un post de 500 páginas: intentamos ir a comprar las entradas para la final del campeonato carioca, pero se acabaron justo en nuestra frente, luego de haber hecho una cola de 3 horas bajo la lluvia.

El 1° de mayo tuvimos en asado, que duró, como siempre, desde el mediodía hasta la noche, casi 1 o 2 de la mañana. Ese mismo día a la mañana había recibido un e-mail de dos chicos que conocí en Buenos Aires, mientras ellos empezaban su viaje de 3 meses por América del sur, y yo estaba a menos de 3 días de venir a Brasil. Coincidentemente ellos iban a Rio (sin saber que yo estaba allá,) así que nos encontramos y compartimos básicamente todo el feriado, hasta el domingo. Viernes y Sábado fueron días de paseos, playas, caminatas, fiesta de Funk, Rio Scenarium, Forró, Samba, etc.

El domingo, día de descanso, fuimos para Niterói a encontrarnos con Paulo. Comimos en un restaurante a donde ya había ido el año pasado, muy bien, y para los precios de Rio bastante barato también. Después fuimos a la casa, saludé a la familia, vi el final de campeonato al que no logré entrar (no íbamos a comprar de reventa) y volvimos, exhaustos, a la casa de Mariana.

Lunes, martes y miércoles fueron días donde paseé un poco más solo por la ciudad. Visité Urca (subí el morro de nuevo, para recordar el año pasado) fui al CBPF (centro brasileiro de pesquisas físicas) di vueltas por el centro. El martes fui para la UFRJ, una universidad increíblemente grande. Di vueltas, intenté entrar a un congreso de pedagogía de la matemática, pero quisieron cobrarme 240R$, así que desistí. A la noche fuimos al cine a ver Iron Man, peli para pasar el rato, con muchos efectos especiales y partes bastante graciosas. El miércoles, mi cumpleaños, pasé el día con Cecilia (que conocí en Buenos Aires) y una amiga, a la noche fuimos a cenar a un restaurante italiano, muy lindo, en el barrio de Botafogo, al lado del consulado argentino (sic). La noche fue Lapa 40°, donde pude jugar (e indefectiblemente perder) a la sinuca brasileña (es imposible lograr que las bolas caigan!)

El jueves ya fue el día de mi regreso a Campinas; vuelta a la rutina, lentamente.
Eso fue todo lo que me mantuvo ocupado durante los últimos días. Ahora podré volver a la rutina de posteo, etc. espero que sepan perdonarme, pero abandoné un poco el blog por una ciudad increíble y con una compañía inmejorable.

A %d blogueros les gusta esto: